Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , , ,

En la tarde del pasado sábado día 21 la Cofradía de Nuestro Padre Jesús de la Rosa y Nuestra Señora del Mayor Dolor reponía al culto a su titular cristífero con la celebración de un besapié extraordinario, tras la intervención a la que ha sido sometida la imagen a lo largo de cuatro meses por el imaginero villarense Sebastián Montes.

El Señor presidía un sencillo altar ubicado en la cabecera de la nave de la epístola de la Parroquia de San Francisco, donde tiene su sede canónica la Cofradía, y ,a diferencia de otras veces, lo hacía sin dosel alguno sirviendo de fondo al mismo el magnífico retablo que presidido por la Inmaculada Concepción alberga también una valiosa talla del titular del templo atribuida al mismísimo José de Mora. El mismo se componía en base a dos parejas de jarras ubicadas a diferentes alturas confeccionadas en iris morado al igual que el centro que antecedía a la imagen del Señor, que era igualmente escoltada por una pareja de altos candeleros, otra de candelabros de brazos y antecedida por dos fanales ubicados al borde de la alfombra todos en cera de color sacramental.

Vestía el Señor túnica en terciopelo granate, portando potencias repujadas y caladas en metal dorado y la cruz arbórea de salida con cantoneras también en el mismo metal.

Pinchando sobre las imágenes se abren a mayor tamaño

Anuncios