Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

En la tarde-noche del pasado dieciséis de julio y como culmen del triduo en su honor celebrado en las dos noches previas se expuso a la veneración de los fieles en solemne y piadoso besamanos a la imagen de Nuestra Señora del Carmen en el interior de su ermita y con motivo de su festividad.

La imagen de la Virgen se ubicaba como de costumbre en el presbiterio, adelantada al retablo y al altar de cultos que había presidido en las jornadas previas, con cera blanca y jarras en lilium siberia, dejando su lugar en esta ocasión para un antiguo simpecado bordado en oro sobre terciopelo marrón.

Vestía la imagen el más antiguo de sus ternos, regalo de D. Isidro Molina a finales del siglo XIX y donde destacan gran número de piezas antiguas bordadas en cartulinas. Algunas de las mejores piezas de su joyero, aunque en número muy inferior a otras ocasiones, y el juego de coronas de salida completaban la vestimenta de la imagen.

Pinchando sobre las imágenes se abren a mayor tamaño

Anuncios